¿Quieres saber lo que hicimos en nuestras jornadas sobre la osteoporosis? ¡Te lo contamos!

Uno de los objetivos de nuestra farmacia es cuidar de vuestra salud, por eso periódicamente realizamos jornadas para prevenir enfermedades, y a finales de noviembre llevamos a cabo nuestra semana dedicada a la osteoporosis. Esta enfermedad provoca un debilitamiento de los huesos: se vuelven frágiles y se quiebran con facilidad, especialmente los de la cadera, la espina vertebral y la muñeca.

Cualquier persona puede sufrir osteoporosis, aunque lo más común es que se de en las personas mayores, por eso es muy importante conocer los factores de riesgo y, sobre todo, cómo evitarla. Pero, no solo la edad es un factor desencadenante de la osteoporosis, sino que hay más:

  • Ser de talla pequeña y delgada: las personas con un bajo IMC (por debajo de 19) tienen más riesgo
  • Ser de raza blanca o asiática: las personas negras tienen menor riesgo, y esto es debido a que sus huesos son más grandes y fuertes
  • Fracturas anteriores: si se ha roto algún hueso con facilidad en ocasiones anteriores es más probable tener roturas en el futuro
  • Sexo: las mujeres tienen un mayor riesgo de sufrir osteoporosis, y esto es debido a que la hormona de estrógeno tiene un efecto protector en los huesos, y con la menopausia los ovarios la siguen produciendo, pero en una cantidad muy reducida.

Nuestras jornadas se desarrollaron durante la semana del 21 al 27 de noviembre, donde acudió un gran número de personas con interés sobre la osteoporosis y a las cuales les formamos en todo aquello relacionado con la misma.

Trabajamos una serie de pautas relacionadas con la prevención y cómo desenvolverse en el día a día cuando padecemos esta enfermedad.

Los primeros consejos se basaron en cómo prevenir la osteoporosis:

  • Ingerir a diario alimentos ricos en calcio y vitamina D, que nos ayudan a tener los huesos fuertes.
  • Mantener una ingesta adecuada de proteínas, tanto animales como vegetales, que nos van a ayudar a conservar la masa ósea hasta el envejecimiento.
  • Evitar los desórdenes nutricionales, así como las dietas severas
  • Mantener una actividad física regular
  • No fumar
  • Evitar el consumo excesivo de alcohol

Una de las pruebas para diagnosticar la osteoporosis es el densitómetro, y durante esta semana hemos realizado la prueba a todos los asistentes para evaluar el riesgo de fractura. ¿Cómo se realiza esta prueba? La dinámica es muy sencilla: el paciente se sienta y coloca el pie sobre el aparato, y en tan solo 15 segundos nos aporta datos muy valiosos sobre la calidad del hueso para poder detectar futuros problemas.

Con los datos recabados por el densitómetro, si tenemos sospechas de que el paciente podría sufrir osteoporosis, podemos orientarle sobre los tratamientos preventivos más adecuados.

Lo primero es evitar las caídas, y para eso es necesario:

  • Disponer de un buen calzado, cómodo, que sujete el pie y evitar los tacones
  • Iluminar los espacios para no tropezar
  • Eliminar barreras arquitectónicas en el hogar
  • Evitar las zonas de escaleras
  • Caminar sin prisas
  • Conservar los cristales de las gafas limpios y llevar gafas de sol cuando sea necesario

Sin embargo, también tenemos que controlar la alimentación, esto es: consumir alimentos ricos en calcio y vitamina D, proteínas y aumentar la ingesta diaria de frutas y verduras.

Todo esto debe ir acompañado de ejercicio físico, ya que en los adultos es clave para prevenir la pérdida ósea y mantener la fuerza muscular. Además, al mejorar el equilibrio conseguimos reducir las posibles caídas.

Nuestro objetivo no es únicamente realizar la prueba de la Densitometría, sino que los asistentes entendieran la importancia de seguir unos hábitos de vida saludable, y recordar que lo más importante es seguir el tratamiento prescrito por el médico y los consejos del farmacéutico.

Pronto os informaremos sobre nuestras últimas jornadas dedicadas a la tensión arterial, la glucemia y el colesterol. Desde Farmacia Chicano muchas gracias a todos los que han participado y animamos al resto a que en futuras ocasiones nos acompañen.